PESE A TRUMP, NOS VAMOS A IRÁN

 

PESE A TRUMP, NOS VAMOS A IRÁN.

 

Estos días se presentan convulsos con los nuevos incidentes internacionales, la ESTUPIDEZ Y EL CAPITALISMO ARMAMENTÍSTICO campa a sus anchas en el mundo y hoy me despierto con el traslado definitivo de la embajada estadounidense a Jerusalén, con esa fina ironía que caracteriza a la diplomacia mundial lo anuncian como una manera de caminar en el camino hacia la paz, no sólo no les basta con pisotear el planeta, países, culturas, religiones y naciones sino que encima nos toman por gilipollas.

Pese a este panorama en junio empiezo mi tercer viaje a Irán, país que me tiene enamorada, con una cultura milenaria persa que me recuerda que las culturas pese a los hombres nos sobreviven. Sus gentes son cálidas y sufridoras, con una historia reciente de mucho dolor y conflicto. Las mujeres que allí conocí un ejemplo increíble de resiliencia y hospitalidad. Amigos desde allí me cuentan como las nuevamente el embargo les está trayendo más miseria, fronteras cerradas , desplome de la economía y más dolor si cabe. Como siempre la población como víctima directa.

Este es un viaje especial, es un viaje en el que voy de guía, en el que me acompañan buenas y pacientes amigas, las cuales disfrutarán y sufrirán no sé en qué proporción este nuevo proyecto de viaje , ya les he avisado que no será el típico de las agencias, lo que no significa que eso lo haga mejor, pero es lo que tiene tener amigas que confían en tu criterio o es una cuestión pura de amor y apuesta.

Una de las cosas que más impacta en Irán es la calidez y hospitalidad de su gente, poco tímidos, se acercan a invitarte a todo lo que se les pueda ocurrir, a un helado, a compartir una comida con su familia, a dormir a sus casas, a llevarte donde quieras, hice buenos amigos que se cogían el día fiesta para mostrarte su ciudad. Comes más de lo que necesitas y siempre hay una sonrisa y unas risas que hermanan.

No esquivan ninguna pregunta, son gente combativa, crítica, de muy diferentes ideologías, algunas religiosas, otras no,   la gente que yo conocí tienen un propósito común de vivir en un mundo en paz, de no tener más conflictos ni represiones, en todas las familias tienen terribles experiencias. Y esto hace que aun me entristezca más los nuevos tiempos que se avecinan, les tienen ganas, y a mí se me parte el alma.

Hoy tengo ganas de llorar viendo las fotos, recuerdo como este niño se nos acercó y nos regaló unos bocadillos, comunicándonos con el universal lenguaje de la mirada. Porque así es su gente y los políticos sólo se mueven para mover su mierda de consumo de armas, se está acabando la guerra de Siria, hay que amortizar y probar todo lo comprado.

Se avecina un conflicto similar al que se gestó en Irán, el proceso parecido, mil mentiras acerca de las supuestas armas de destrucción masiva, maldito el trío de las azores, asesinos que encima se enriquecen en supuestas fundaciones y charlas, los cuales destrozaron no sólo a Irák sino que destrozaron cualquier atisbo de equilibrio y paz en el mundo, sin ser conscientes de que todo nos acabarán afectando a todos.

Después nos sorprenderemos y lamentaremos con los ataque a embajadas y países occidentales, algunos ataques procedentes de adolescente europeos terroristas como si vinieran de la nada, de la maldad de supuestos terroristas que odian a occidente porque un dios les manda, retiramos la mirada de nuestras responsabilidades , no asumimos que nuestros malos actos y política basada en el odio y la dominación no harán sino traernos más sufrimiento, y que del dolor no nos libraremos nadie porque como gangrena se extenderá imparable. Y no hay que ser Nostradamus para ver la que nos viene, maldita política internacional a la que no le duelen sus gentes. Es como quemar la casa de mi vecino a cara descubierta y esperar que él no haga nada.

Hoy estoy triste porque ya sé lo que vendrán y no quiero, presiento que será un viaje complicado, de palpar el sufrimiento en la gente, aunque no quiero cerrar los ojos y por lo menos yo por mi lado seguiré contando lo que yo viví,  el amor que recibí. Porque yo ya no me creo nada. Un abrazo.

maquillaje con mujeres afganas

 

Las peligrosas mujeres Afganas en Irán

(Mando el dossier de viaje por si alguien se quiere unir a nuestro viaje).

ITINERARIO IRÁN 2018 A 14 DE MAYO

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *