«LAS OPINIONES SON COMO LOS CULOS. TODOS TENEMOS UNO.»

            LAS OPINIONES SON COMO LOS CULOS, TODOS TENEMOS UNO.

Esta gran frase de la película (El novato) de Clint Eastwood lo dejaba claro, el problema de las opiniones es cuando nacen del juicio, lo más triste de ello es que encima estas opiniones vienen heredadas, del entorno, familia, prensa, etc. , como dicen mis queridos amigos de http://chiquillosyenelcampo.org/ , NI CULPABILIZAR NI JUSTIFICAR  SÓLO ENTENDER PARA INTERVENIR. 

MI PRIMER APRENDIZAJE  FUE QUE EL VIAJE  ERA UN LIBERADOR DE PREJUICIOS

El viaje es fatal para los prejuicios, el fanatismo y la estrechez de miras, y debido a esto muchos de los nuestros lo necesitan como medicina. Para adquirir perspectivas amplias, cabales y compasivas sobre los seres humanos y las cosas,  uno no puede vegetar en un rinconcito del mundo toda su vida.

Mark Twain, los inocentes en el extranjero (1869)

Qué más se puede añadir a las sabias palabras de Mark Twain hace ya un montón de años, aunque tristemente de clara actualidad.

Cuando yo empecé a viajar no contábamos con toda esta revolución que ha representado internet, se llegaba a los sitios como si fuéramos las primeras personas en verlos, aun recuerdo mi entrada en Edimburgo allá por el año 1999 mi cara de impresión al descubrir esa ciudad de cuento, no podía cerrar la boca por el asombro y el frío. Y cómo seguí con esa capacidad de asombro durante los nueve meses que pasé por este fascinante país, llegar a la isla de Sky para mí fue como si hubiera ido a la luna, creo que nunca dejé de asombrarme. Sus gentes me enamoraron desde el primer minuto y viví una de las experiencias vitales más bonitas de mi vida.

Los tiempos han cambiado mucho, se llega a los sitios con rápidos resúmenes de qué ver, qué cuesta todo, lo imprescindible, lo reseñable, lo más votado y consecuentemente baja el nivel de sorpresa, porque hemos visto mil imágenes, con sus retoques contrastes de luz y a veces la realidad supone una decepción. Por eso no suelo ver fotos de los sitios que voy a visitar aunque cada vez es más difícil no tener imágenes previas de lo desconocido.

Lo que parece que no cambia con el tiempo y se ha quedado congelado es el tema de los prejuicios,  , es asombroso como esa maravilla de las nuevas tecnologías que se suponían que iban a acercar al mundo y a hacernos entender que todos nos parecemos y que somos uno se ha transformado en una gran bolsa donde los prejuicios y opiniones se propagan y se repiten sin ningún cuestionamiento.

Decía el maravilloso Jose Luis Sampedro:

No hay libertad con fraternidad e igualdad si el pensamiento no es libre. (José Luis Sampedro)

 

Y que por ello la democracia es un gran fraude donde los que mandan nos manejan a los demás cual borregos, el tema de los prejuicios y fanatismos es algo que se sigue propagando, va cambiando de forma y objetivos pero sigue funcionando igual que en tiempos previos.

Me sorprende que todo el mundo tiene opinión de todo, de países, religiones, culturas etc, y opinan libremente de ello, sin nunca haber tenido contacto con gente de estos sitios, son opiniones elevadas a universales, porque la mayoría lo valida, porque lo dicen en la tele y porque un amigo me lo contó, casi nadie se lo cuestiona. A mí también me pasa y me cuento cosas ilógicas que cuando rasco un poco me doy cuenta que nacen de miedos y prejuicios.

Muchas veces cuando me preguntan por qué viajo, contesto con una gran frase de mi amigo y maravilloso  escritor de viajes…

Nelo,  «porque no me creo nada» «http://viajaorevienta.blogspot.com.es/2014/04/por-que-iran-porque-no-me-creo-nada.html,

y gracias a mucha gente que se cuestionó estos totems sagrados repetidos y replicados por amplias mayorías, descubrí la cálida hospitalidad musulmana, la alegría de vivir latinoamericana, las voces autocríticas norteamericanas, la rebeldía de las mujeres iraníes, la generosidad africana, y mil experiencias más que sacudieron años de mensajes erróneos, basados en el miedo y en la necesidad de los dirigentes de buscar enemigos comunes para tener manga ancha en el recorte de nuestras libertades.

A veces me preguntan de qué nació el blog y una de las razones qué primero me vienen a la mente, es para enseñar esa otra cara de los países, la cara que no quieren que veamos, porque si no nos tuviéramos miedo unos de otros se acabaría el gran negocio que maneja el mundo, que es el negocio de la guerra, de los conflictos, el negocio de proteger fronteras haciendo creer a la gente que dentro se está seguro, y sin contarnos que nos suelen doler las mismas cosas y que a mí siempre me cuidan como si fuera alguien de su propia casa.

Vergüenza me da cuando vuelvo y veo que en nuestro caso no es recíproco, la gente a veces me hace preguntas tales como, ¿y había gente buena en ese país?, ¿es seguro?,¿la gente sufre como nosotros?,  como si nosotros hubiéramos decidido que para ser nosotros buenos el resto está obligado a ser malo, como si hubiera humanos de primera y otros de segunda, con esa herencia que nos ha dejado años de educación escolar en la que mi valía me venía dada por la competencia con los otros, en el que para ser yo bueno y válido otros no podían serlo, en el que ya en los libros de texto se hablaba de descubridores en vez de conquistadores, de revoluciones industriales y progreso,  ignorando las aberraciones históricas que hemos hecho en los países que yo tanto amo, en el que queda claro nuestra clasificación de países de primer mundo y tercer mundo, orden terrible que establecemos nosotros «los que nos hemos autodenominado civilizados» ¡cuántos años de engaño!.

Así que querido lector y lectora sólo te hago una petición, no te creas nada, ni siquiera me creas a mí , porque esta es mi verdad y mi experiencia, lo único que me gustaría con que te quedaras es con mi ánimo para que te animes a probar, para que hables con esa mujer de pañuelo que te da desconfianza, esa persona de otro color con la que te cruzas cada mañana, que te animes a visitar ese país que te produce tanta curiosidad y del que tan mal hablan, que compartas ritos de religiones que te resultan extrañas, para que como dice Nelo, NO TE CREAS NADA.

ATRÉVETE Y HAZLO NO SÉ LO QUE TE ENCONTRARÁS PERO TE ASEGURO QUE NO SALDRÁS DECEPCIONAD@.

 

9 respuesta a “«LAS OPINIONES SON COMO LOS CULOS. TODOS TENEMOS UNO.»”

  1. Bravo Eva! Me ha encantado! Espero ansiosa los nuevos post de tus próximos destinos!! Mucho ánimo en este proyecto, sé que va a ser un gran éxito para ti! Muchos besos!!
    Victoria
    (Ho Chi Minh forever😘)

    1. gracias Victoria, menuda experiencia que vivimos allá por Vietnam, mucha gente aun se tiene que acordar de nosotras, sobre todo los motoristas y vendedores de móviles, jajaja experiencia intensa, gracias por tus palabras me han encantado, un abrazo.

  2. Grande! Cuando viajas desmontas mitos, rompes un poquito de ti que no era tuyo, y te reconstruyes. De verdad o no, pero te reconstruyes de lo que tú has vivido, de lo que tus ojos han visto. Viajar, sin duda, una gran escuela. Es todo un privilegio poder leer a alguien con tu experiencia y una perspectiva tan clara. Gracias por compartirlo en formato web! Aquí donde podemos leerte cada vez que necesitamos un poco de claridad de miras y energía positiva. Un abrazo Eva!!

    1. Olee esa viajera que me invitó a una boda en una parada de autobús según nos conocimos, por gente como tú vuelvo con los ojos brillantes de los viajes, gracias por enseñarme que no hace falta mucho para ser feliz, sino que es aprender a saber estar donde una quiere. Mi Mzungu Chauní, felicidades también por tus proyectos, un abrazo.

    2. Gracias preciosa, anda que no escribes tú bien, yo quiero leer más cosas tuyas que siempre me trasladan al aire marroquí de la montaña, un besazo.

  3. Excelente guapa me encanto este interesante articulo es muy llamativo y endulzante tu forma de escribir que nos ocaciona el imaginarnos lugares y reflexiones llegan despues de leer este post.
    Un beso y un abrazo.
    Francisco Coronel

    1. Gracias guapo, igual soy un poco bruta en mi forma de expresarme jajaja, ya me conoces, me encanta que te guste, tú escribes muy dulce e inteligentemente, tal y como eres, espero que nos podamos volver a encontrar allá por Colombia o que nuestros caminos se crucen en algún viaje, un abrazo.

    1. Gracias Alicia y maravillosa tu concreción, por amigos comunes coincidimos en este plano virtual, siempre sigo tus letras, soy una enamorada de tus viajes, de lo que escribes y de tu vida, tengo muchas ganas de que nos conozcamos en persona y presiento que no tardaremos mucho, muchas gracias por abrir camino. Un abrazo enorme para ti y tu preciosa familia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *